Dormir con algodon egipcio

Envolverse en las sensaciones agradables

Iba a salir a comprar ropa de cama, pues me acabo de cambiar de casa. Y ya se sabe, quieres empezar a comprar solo unas pocas cosas, útil y necesario, aunque cada vez resulta más difícil hacer la distinción entre lo esencial y lo accesorio. Eso sí algo que tenía claro que era imprescindible eran las sábanas. Así que esa tarde la iba a dedicar a encontrar un par de juegos de sábanas que me gustaran para mi nueva cama, y mi nuevo hogar.